A veces es tan fácil divertirse, basta una red y un pelín de pasión por los insectos. El puro arte de observar la naturaleza. Que no es poco. Mi hijo pasa horas persiguiendo mariposas e insectos varios no hay nada más fácil, barato y limpio que eso.
Tengo que decir que le gustan demasiado como si de un pequeño entomólogo se tratara, tiene una colección disecada de la que nos hago fotos para no herir sensibilidades. Le encanta cazar libélulas, observarlas, tenerlas un rato en las mano, como si las amaestrara y después liberarlas. Las trata bien, y sobre todo se entretiene y se divierte con lo esencial.
Os propongo una tarde en busca de insectos, los menos repugnantes que encontréis si sois de los mios que os da asco cualquiercosa más pequeña que un pollito. Os aseguro que podéis pasar horas muertas. Y si cazáis libélulas por favor observad qué maravilla que son. A mi me tienen loca, antes me daban cosica y ahora me parecen simplemente preciosas. 

FICHA ACTIVIDAD

DIA: 30

TITULO: Safari de insectos

DESCRIPCION: Vayamos en busca de mariposas, libélulas, mariquitas...lo que encontremos en nuestro safari

LUGAR  DONDE HACERLO: En el parque 

NIVEL DE DIFICULTAD: Muy fácil

NIVEL DE ENSUCIAMIENTO: Nada

TIEMPO ENTRETENIDOS: Toda la tarde

MATERIAL: 
  • Una red ( cazamariposas o para pescar cangrejos)
INSTRUCCIONES

Paciencia, intrepidez, astucia y poco asco por los bichos son los ingredientes necesarios para hacer nuestro safari. Espero que os guste la idea.






0 comentarios:

Publicar un comentario